COMPARTAMOS LA ESPERANZA

0
1200

Por Valeria Carreras. Compartamos mirada para no tener miedo, para encontrarme si me pierdo, para ver el futuro que, junto con muchos otros construiremos.

Cierro los ojos y miro el ayer, veo caer uno a uno los muros de la casa, que no es otra que la Patria.

¿Qué pasó?  ¿Dónde quedaron los que fuimos?

¿Qué fuerza borró la bravura con la que desalentamos a  ingleses  y otros impíos, una y otra vez a fuerza de aceite, a fuerza de encadenados navíos, a fuerza de frío y sangre y mula y coraje, no hubo altura temida y libertamos más allá de Los Andes?

¿Qué pasó con las plazas y sus los cantos?

¿Quién apagó las chimeneas de las acerías?

¿Cómo volvieron los niños muertos de plagas antiguas?

¿Cuándo dejamos de sentirnos vivos ?

Abro los ojos, y recuerdo todo, la tristeza, la opresión, el dolor sin salida. Siento la angustia de saber que caímos en la trampa cíclica a la que temía.

Repito en voz alta, la herida del desempleo, la humillación a los viejos, la indiferencia con el enfermo, todos apadrinados por esa codicia sedienta a costa del hambre de pueblos.

Codicia que no dejó nada en pie, en su planificado desenfreno.

Mientras lo repito me escucho y agradezco, ¡que me duela la carne!

¡que me haya lastimado tanto ese recuerdo!

¡para no olvidar nunca lo que nos hicieron !

Respiro profundo y advierto, que no me pesa tanto el alma como en aquel infierno.

Estoy atenta, y dejo que el último rayo de sol entibie mi cuerpo, sé que ese sol es de todos como fue de todos “el sueño”.

¿Será que deseamos muy fuerte y muy juntos volver a querernos?

¿Será que la esperanza de muchos fue como un gran rezo?

Levanto la vista, encuentro el cielo en tu mirada , y miramos juntos esos colores tan nuestros.

Ahora que pudimos pararnos de nuevo, cuidemos esta fuerza invisible que nos trajo de lejos.

Juntos, atentos, enteros, como un ejército para defendernos.

Para no caer en la trampa del despecho, para no quedar presos de un odio que no sabe de besos, que no siente el latido de los ancestros, que nunca dio nada, que ignora la gloria de verse en los otros y ser parte de la Dignidad que hoy tenemos

Compartamos mirada para no tener miedo, para encontrarme si me pierdo, para ver el futuro que, junto con muchos otros construiremos.

(De InfoVeloz)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí