INSEGURIDAD: LA CASA ROSADA INTERVIENE EN EL CONURBANO BONAERENSE Y ACORDARÁ MEDIDAS CON LOS INTENDENTES 

0
329

Este miércoles habrá una reunión con secretarios de seguridad de los distritos afectados para avanzar con los Comandos Unificados. Aníbal Fernández, Martín Insaurralde, Axel Kicillof y Sergio Berni, atravesados por la interna

El gobierno nacional acelera la puesta en funcionamiento de los Comandos Unificados Conurbano. Por eso, este miércoles se llevará adelante la primera reunión con los municipios afectados. Será a partir de las 9:30 de la mañana y el encuentro, en el Ministerio de Seguridad, se dará en un contexto complejo desencadenado tras el asesinato ocurrido este lunes por la madrugada del chofer de colectivos Daniel Barrientos.

La reunión busca empezar a diagramar el despliegue en el territorio de los efectivos de fuerzas de seguridad federal que ya prestan servicios en el conurbano. Estará presidida por la Secretaria de Seguridad y Política Criminal del ministerio de Seguridad de la Nación, Mercedes La Gioiosa; quién encabezó las reuniones previas al anuncio oficial de la creación de los Comandos que se oficializó el 27 de marzo.

La situación marca además una lectura política. Según pudo saber Infobae, también está invitado al evento el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni; quién protagonizó en el día de ayer un hecho sin precedentes cuando fue golpeado por compañeros del colectivero Daniel Barrientos. Luego de los incidentes, Berni volvió -nuevamente- a pedir el envío de fuerzas federales al conurbano, con el objetivo de replicar el Operativo Centinela que funcionó durante la presidencia de Cristina Kirchner y cuando él era Secretario de Seguridad de la Nación. Cómo abordar el problema sigue generando debate en la interna del Frente de Todos.

La Vicepresidenta había puesto el tema sobre la mesa en el acto que encabezó el pasado 17 de noviembre en La Plata, cuando pidió replicar un despliegue de fuerzas federales en el conurbano para tareas de seguridad ciudadana. Lo hizo en el marco de un planteo más profundo sobre las deudas que tenía el sistema democrático. Una de ellas, planteó Kirchner, es la seguridad.

En lo que refiere a la polémica, Aníbal Fernández ratificó días atrás que en las reuniones que mantuvieron cuando él llegó al ministerio la gestión de Axel Kicillof “no pidió un solo efectivo” de fuerzas federales. Semanas atrás, al conocerse la puesta en marcha de los Comandos Unificados, el gobernador bonaerense contó que se enteró “por los diarios” del despliegue de efectivos de fuerzas federales que se preparaban en el conurbano. Pidió coordinación, dijo que no iba a polemizar con Fernández, pero que hacía tres años que estaban dando vuelta con el tema y que en todo este período “no mandaron un solo efectivo”. Todo este entuerto podría quedar atrás este miércoles si Berni formara parte de la reunión y hubiera, finalmente, una coordinación de interfuerzas.

Pero desde finales del año pasado quiénes intervinieron en la película fueron los intendentes peronistas del conurbano bonaerense. Lo hicieron a través de la intermediación del jefe de Gabinete bonaerense, Martín Insaurralde, y luego de algunas reuniones entre ellos y con el presidente Alberto Fernández. Según Aníbal Fernández, fue con Insaurralde con quién se acordó la creación de los Comandos Unificados del Conurbano. Este lunes, mientras Kicillof se reunía con Berni; el ministro de Transporte, Jorge D’Onofrio, y el secretario general de la Unión de Tranviarios Automotor (UTA), Roberto Fernández, para plantear alguna resolución al conflicto desatado por el asesinato al chofer de la línea 620 en Virrey del Pino, Insaurralde mantenía un encuentro con un grupo de intendentes del conurbano a doscientos metros de la Gobernación, en la residencia oficial de la Jefatura de Gabinete.

En el gobierno bonaerense también hay malestar con algunos intendentes por no impulsar el reclutamiento de posibles efectivos para la policía bonaerense. El lunes, en medio del río de declaraciones que atravesó Berni durante todo el día, una de sus quejas era justamente que asignan plazas a los distritos que luego no son cubiertas. “Sé que no es excusa, pero es escasa la cantidad de recursos con las que se dispone”, decía el funcionario de Kicillof cuando se le consultaba si enviaría más efectivos a La Matanza, donde había sido el asesinato de Barrientos. A mediados de abril egresarán 2.500 efectivos nuevos.

Infobae accedió a un documento oficial sobre el número de oficiales egresados que fueron distribuidos en 33 municipios del Área Metropolitana de Buenos Aires. Se trata de 16.501 cupos en los que hay municipios que figuran sin reclutamiento. De ese total, los distritos consiguieron la adhesión de 2.500 efectivos, sumados a los 316 que logró alistar directamente el ministerio de Seguridad.

Hay municipios del conurbano tanto oficialistas como opositores que figuran en cero de reclutamiento. “Hay 82 cadetes que viven en nuestro partido, que cursan en otras unidades académicas. En noviembre del año pasado, se inscribieron 600, de los cuales 100 entregaron todos los requisitos y concurrieron a rendir. De ellos solo aprobaron 22”, le marcaron a este medio desde un distrito peronistas de la Tercera sección electoral.

Infobae

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí