PARO DE COLECTIVOS: EL VIERNES VUELVE EL TRANSPORTE PERO LA UTA NO DESCARTA MEDIDAS MÁS DRÁSTICAS

0
623

La medida de fuerza concluye a medianoche. Piden una suba salarial del 35% para el último tramo del 2022. Si no lo consiguen, amenazan con un paro por tiempo indeterminado.

Sin soluciones de fondo a la vista, este jueves se cumple el segundo día de paro dispuesto por la Unión Tranviarios Automotor (UTA) a nivel nacional para el transporte de pasajeros de corta y media distancia. A medianoche se retomarían los servicios, sin que en el horizonte cercano se avizoren medidas de fondo -incremento de subsidios- que traigan solución al conflicto.

Las eternas diferencias entre los beneficios económicos que reciben las empresas de trasporte del Amba respecto a las del interior complejizan la situación. En ese contexto, y a la hora de las rondas paritarias para intentar conseguir aumentos salariales, las dos primeras zonas cierran acuerdos que el interior no consigue concretar.

En ese sentido, este paro por 48 horas está relacionado con el pedido de equiparación salarial realizado por los choferes del interior respecto a sus pares de Amba y Caba: en este caso, un 35% de suba hasta fin de año.

Las sucesivas reuniones entre el gobierno nacional y las empresas de transporte no llegaron a ningún acuerdo y en la mesa de negociación de patrones y choferes mucho menos. De allí el paro por 48 horas.

Sin embargo, el titular de la UTA Rosario, Sergio Copello, fue más allá y pintó un panorama poco alentador para el transporte de pasajeros: “El acatamiento es del 100 %. No habrá nunca equidad en el reparto de dinero y los trabajadores no vamos a amortizar ni pagar el costo de las diferencias”, señaló el dirigente en LT8.

Y fue contundente al hablar de un futuro no muy lejano: “Si esta medida no tiene eco iremos por una medida aún mayor, no descartamos ir al paro por tiempo indeterminado“, especificó.

En el medio, queda la vieja discusión por los subsidios. El gobierno nacional deberá confirmar que elevará el monto anual al interior del país. Tendrá que pasar de 38 mil millones a 46 mil millones de pesos en el último cuatrimestre de 2022.

Hasta ahora, Nación promete en 2023 una suba del 43%, que lleva el aporte a $66 mil millones. Mientras tanto, Santa Fe afirma que eleverá sus subsidios en un 140% llevándolos de 3.600 a 8.600 millones para el año que viene.

Mientras tanto, el usuario de a pie padece en el bolsillo –el boleto en Rosario cuesta hoy $85– y en su vida cotidiana una situación de la que sabe, se discute entre papeles y promesas en escritorios gubernamentales.

La Capital

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí